Mundo 18 abril 2016

EEUU entrega víveres en zonas azotadas por sismos en Japón

MINAMIASO, Japón (AP) — Cerca de 100.000 personas evacuadas, algunas de ella durmiendo a la intemperie o en sus autos, resistieron las frías condiciones del clima el martes y otra réplica mientras que la cifra de muertos por el par de terremotos en Japón ascendió a 44.

Los rescatistas que escarban entre los deslaves y los escombros de edificios en una zona montañosa hallaron dos cadáveres el lunes. Al menos uno de ellos parecía estar entre las nueve personas que habían sido reportadas como desaparecidas, de acuerdo con medios japoneses.

Después del amanecer del martes, la televisora japonesa NHK mostró imágenes de gente en cuclillas afuera de un centro de evacuación mientras se cepillaban los dientes con agua de una manguera verde.

La escasez de alimentos y de agua merma las labores de recuperación, incluso mientras la búsqueda de las personas desaparecidas se traslada al poblado montañoso de Minamiaso.

Aeronaves estadounidenses entregaron agua, pan, alimentos preparados y otros víveres de emergencia en una zona remota del sur de Japón azotada por dos poderosos sismos.

Las autoridades informaron que al menos 44 personas fallecieron y cerca de 1.100 resultaron lesionadas por los terremotos del jueves y el sábado por la mañana. Una réplica de magnitud 5,8 se registró en el área la tarde del lunes, pero no se reportaron más heridos.

Los vuelos de dos aviones MV-22 Osprey fueron un gesto de cooperación entre los dos países aliados y una oportunidad de que las fuerzas militares estadounidenses demuestren el uso que se les puede dar a las aeronaves tilt-rotor, cuyo despliegue ha causado polémica en Japón debido a preocupaciones de seguridad.

Los vuelos limitados también fueron reanudados en el Aeropuerto Kumamoto el martes, pero los vuelos fuera de los límites continúan suspendidos porque el edificio de la terminal se encuentra demasiado dañado para realizar revisiones de seguridad.

Minamiaso, un poblado de 12.000 habitantes en la isla sureña de Kyushu, quedó parcialmente incomunicado por los aludes y daños en carreteras y puentes. Los residentes marcaron su ubicación con sillas alineadas para dar forma a un gigantesco "SOS" mientras esperaban los vuelos de ayuda de los aviones estadounidenses, que también repartieron casas de campaña y baños portátiles, así como equipos de tratamiento de desechos.

___

Emily Wang reportó desde Mashiki, Japón. La periodista de The Associated Press Elaine Kurtenbach en Tokio también contribuyó a este despacho.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario