Negocios 02 mayo 2016

EEUU: Corte Suprema no frenará salario mínimo de 15 dólares

SEATTLE (AP) — La Corte Suprema federal abordó el lunes por primera vez el tema del salario mínimo de 15 dólares la hora, e indicó que no planea detener el movimiento que se está extendiendo por todo Estados Unidos, de acuerdo con activistas por los derechos de los trabajadores.

Los magistrados se negaron a escuchar una impugnación a la ley de Seattle, que según los propietarios de franquicias los discrimina al tratarlos como si fueran empresas grandes. Varias ciudades más y un grupo de estados, incluidos California y Nueva York, han comenzado a implementar el salario mínimo de 15 dólares ante el aumento en el costo de vida.

Las cortes estatales están analizando varias impugnaciones a las leyes locales sobre el sueldo mínimo, cada uno con un enfoque ligeramente distinto, pero actualmente ningún otro caso se encamina a la Corte Suprema, indicó el National Employment Law Project (Proyecto Nacional de Leyes Laborales).

"La acción de la Corte Suprema deja bien claro que los tribunales no van a interponerse para bloquear los aumentos que los trabajadores estadounidenses necesitan", dijo Paul Sonn, abogado general y director de programa para el grupo que defiende los derechos en el empleo de los trabajadores de bajos salarios.

El salario mínimo nacional es de 7,25 dólares la hora.

La ley de Seattle le otorga a las pequeñas con menos de 500 empleados hasta siete años para realizar el incremento de manera gradual. Las compañías de mayor tamaño deben hacerlo en tres o cuatro años, dependiendo de si le proporcionan seguro médico a sus empleados o no.

Cinco franquicias pertenecientes a la Asociación Internacional de Franquicias demandaron a la ciudad, acusando que la ley trata a las 623 franquicias establecidas en Seattle como grandes empresas debido a que son parte de redes de varios estados. Pero las franquicias aseguran que son pequeñas empresas y por lo tanto deberían contar con más tiempo para incrementar gradualmente los salarios.

"El decreto de Seattle es descaradamente discriminatorio y, desde que entró en vigor, perjudica a diario a los propietarios de las pequeñas franquicias trabajadoras de Seattle", dijo el presidente de la Asociación Internacional de Franquicias, Robert Cresanti, por medio de un comunicado. "Nosotros solamente intentamos emparejar la situación para los 600 propietarios de franquicias locales que emplean a 19.000 personas en Seattle".

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario