Mundo 15 noviembre 2016

Ecuador: fallece el expresidente Sixto Durán-Ballén

QUITO, Ecuador (AP) — Con altibajos en la aceptación de su gobierno, Sixto Durán Ballén pasó de héroe a villano en su gestión como presidente de Ecuador. Logró la unidad del país durante una guerra con Perú por disputas territoriales, pero meses más tarde enfrentó un escándalo por presuntos delitos de corrupción de su vicepresidente.

Durán Ballén murió el martes a los 95 años mientras descansaba en su hogar. Sus hijos confirmaron el deceso en entrevistas con varios medios y señalaron que el exmandatario no sufría de ninguna enfermedad importante.

Arquitecto de profesión, nació en Boston, Estados Unidos, el 14 de julio de 1921, cuando su padre cumplía una misión diplomática. Su familia pertenece a una acomodada y prestigiosa familia de la capital.

Durán Ballén fue uno de los fundadores y figuras del partido derechista Social Cristiano, pero por disputas internas y ante la designación de Jaime Nebot para las elecciones de 1992, el exmandatario se desafilió luego de casi cuatro décadas de militancia.

Entonces creó su propio partido político y alcanzó la presidencia a los 71 años, luego de intentarlo en 1978 y 1988. Ganó las elecciones precisamente frente a su excompañero de partido.

En enero y febrero de 1995, capitalizando el patriotismo y bajo el lema "Ni un paso atrás", Durán Ballén mostró el liderazgo necesario para convocar al pueblo a la unidad en la "Guerra del Cenepa" librada contra Perú por límites territoriales.

El mayor escándalo que afectó al mandatario fue protagonizado por el vicepresidente Alberto Dahik en 1995, cuando se le acusó de peculado por la apropiación indebida de ocho millones de dólares procedentes de los fondos reservados del Estado.

Tras el juicio político planteado por el congreso, la Corte Suprema de Justicia dictó orden de prisión preventiva. Dahik huyó del país y se fue a Costa Rica, como asilado político. Regresó a Ecuador hace pocos años. Eduardo Peña fue designado para reemplazarlo.

Muchos llamaban a Dahik, el "poder tras el poder" y se comentaba que era quien realmente gobernaba. Durán Ballén le entregó la dirección de la economía y la tarea de modernización.

Otro caso que minó la imagen del gobierno de Durán Ballén fue la acusación a sus familiares de presunto enriquecimiento ilícito, fraude y tráfico de influencias.

Se acusó al exmandatario de ayudar a su nieto político a evadir la justicia y a huir del país en el propio avión presidencial. El presidente sólo mereció la censura pública; no se realizó ninguna acusación formal contra él.

Durán Ballén impulsó un plan neoliberal, modernizador, privatizador y un programa económico de estabilización que supuso fuertes medidas restrictivas y de ajuste de precios de servicios públicos. Su gobierno decidió la separación del Ecuador de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP).

La aplicación del modelo neoliberal, en boga en el continente en ese tiempo, provocó efectos favorables en los indicadores económicos en los primeros años, pero al mismo tiempo agudizó los conflictos sociales.

El entonces mandatario tuvo que enfrentar graves periodos de sequía, que desencadenaron problemas de generación de energía eléctrica y terribles inundaciones que provocaron deslaves al sur del país en un lugar conocido como La Josefina.

A pesar de su avanzada edad, tras concluir su mandato se desempeñó como diputado en 1998 y embajador en Londres en el 2000.

Tuvo seis hijas y tres hijos con Josefina Villalobos, quien le sobrevive.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario