Mundo 05 octubre 2016

Detenido un joven saudí que charló con chica estadounidense

DUBAI, Emiratos Árabes Unidos (AP) — Cuando un adolescente de Arabia Saudí comenzó a charlar con una mujer estadounidense en internet, encontró primer la fama y después la notoriedad, antes de ser detenido en medio de preocupaciones por que su torpe tonteo violara las conservadoras normas del reino.

El adolescente, conocido sólo por su apoyo virtual de "Abu Sin", una referencia a sus dientes torcidos, casi no habla inglés. Christina Crockett, una video bloguera de 21 años de California, no habla árabe.

Sin embargo, lograron crear videos alegres y graciosos en los que parecen fascinados el uno con el otro. El espectáculo de los dos intentando comunicarse atrajo a millones de espectadores tanto en Arabia Saudí como en el extranjero. Como resultado, Abu Sin saltó a la fama en el sitio de videos en vivo YouNow y sus videos acumularon casi 6,5 millones de visitas.

En uno de sus videos más visto en YouNow, Abu Sin dice a Crockett: "Yo soy Arabia Saudí". Ella, que lleva una camiseta de tirantes con escote, sonríe y responde mientras se coloca el pelo rubio: "Eso es genial, yo soy Estados Unidos".

Durante su conversación, a él se le escapa de vez en cuando en árabe "¡¿qué está diciendo?!". Con aire nervioso y emocionado, más tarde ofrece algunas de las pocas canciones en inglés que conoce, proclamando "Yo también te quiero. Yo también te quiero. Yo también te quiero".

Ella responde: "Oh, ni siquiera sé lo que dices, pero te quiero mucho".

Sus conversaciones adquirieron un significado especial en Arabia Saudó, donde los hombres y mujeres no emparentados rara vez se ven. Casi todos los espacios públicos están separados por género y la mayoría de las mujeres se cubren el rostro, el pelo y el cuerpo con amplias ropas negras.

Aunque la conversación parece inofensiva, medios saudíes señalaron que el adolescente fue detenido el mes pasado por "comportamiento poco ético" debido a los videos. Imágenes subidas a internet el 25 de septiembre parecen mostrar su arresto, y la página de Abu Sin en YouNow, que solía actualizar casi a diario, no se ha actualizado en 13 días.

En Arabia Saudí, donde internet se ha convertido en el foro preferido para los saudíes jóvenes para reunirse y expresarse, su detención tuvo reacciones dispares.

Los videos de Abu Sin podrían incumplir la ley saudí de delitos virtuales, que prohíbe producir material que dañe el orden público, la moral o los valores religiosos, según el abogado Abdulrahman al-Lahem. También podría considerarse que desobedece la interpretación, en ocasiones intransigente, que hace el país de la ley islámica. Por tanto, el joven podría enfrentar una pena de entre uno y tres años de prisión, dijo Al-Lahem en declaraciones recogidas por el diario Saudí Okaz.

Crockett y Abu Sin grabaron "videos provocadores" que "se hicieron famosos y recibieron una atención negativa", dijo el portavoz de la policía de Riad, el coronel Fawaz Al-Mayman, en declaraciones al diario Saudi Gazette. La policía recibió peticiones del público saudí pidiendo que se castigara al joven, añadió. El caso se derivó a la Oficina de Investigación y Procesamiento Público.

El Ministerio del Interior no respondió en un primer momento a una petición de Associated Press para obtener más detalles. El nombre real de Abu Sin no se ha hecho público. Al-Mayman dijo que tiene 19 años.

Algunas personas en el país creen que el joven debe ser juzgado por sus videos "hicieron que la gente se riera de nosotros", según el diario saudí Arab News. En una columna en el periódico árabe Asarq al-Awsat, el conocido analista Mishari al-Thaidy dijo que el incidente plantea serias dudas sobre cómo se está educando a los jóvenes en el reino.

Sin embargo, en un editorial publicado el domingo, Arab News escribió si en efecto Abu Sin había sido detenido por petición de la opinión pública, entonces "que se sepa que esta opinión publicada cree que Abu Sin debe ser liberado... ¡y recibir su propio programa de televisión!".

"¿Desde cuándo es un crimen ser 'bobo'?", añadió el editorial.

Crockett difundió un video diciendo que en realidad no entiende la situación en Arabia Saudí, pero que mucha gente la culpa de la detención.

"Obviamente creo que toda esta situación es totalmente desquiciada e injusta, pero no creo que yo deba recibir odio por esto porque no tengo control sobre ello", dijo. "No es culpa mía que se hiciera viral. No es culpa mía que él ganara esta fama o que yo la ganara. Ninguno de nosotros la pidió".

___

Aya Batrawy sigue en Twitter en www.twitter.com/ayaelb

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario