EEUU 08 noviembre 2016

Corte Suprema sopesa pedido de Miami para demandar a bancos

WASHINGTON (AP) — La Corte Suprema de Estados Unidos parece inclinada a permitir que Miami demande a bancos por prácticas usureras que conllevan a ejecuciones hipotecarias, y a una reducción en los impuestos y el valor de las propiedades.

Al menos cuatro de los ocho jueces parecían dispuestos el martes a permitir que las demandas prosigan conforme la Ley de Vivienda Equitativa en contra de la discriminación. Miami y otros municipios están buscando otro enfoque para hacer que los bancos se responsabilicen por la ola de embargos que hubo durante la crisis hipotecaria del 2007.

La decisión de una corte menor en favor de Miami quedaría en pie si la Corte Suprema vota 4-4, pero no habría un fallo nacional que afectara demandas parecidas en otras ciudades.

Miami alega que durante una década Wells Fargo, Bank of America y Citigroup alentaron un patrón para ofrecer a latinos y personas de raza negra préstamos más caros y riesgosos que a los clientes blancos. Los préstamos para dueños minoritarios también terminaron más rápidamente como cuentas vencidas, alega el municipio.

Wells Fargo y Bank of America apelaron el fallo de la corte menor ante la Corte Suprema, alegando que los municipios no pueden usar la Ley de Vivienda Equitativa para demandar por la disminución en los ingresos impositivos. Los bancos dijeron que la conexión entre un préstamo y las consecuencias impositivas es muy débil. Citigroup no apeló, aunque su demanda se vería afectada por el dictamen de la máxima corte.

Neal Katyal, representante de los bancos, dijo que un fallo en favor de Miami podría conllevar a demandas que pedirían "miles de millones de dólares".

Robert Peck, abogado de Miami, dijo a la corte que los bancos están exagerando los alegatos. "Nosotros decimos que perdimos millones de dólares", dijo Peck, agregando que demandas parecidas presentadas por Baltimore, Memphis y Tennessee, terminaron en acuerdos extrajudiciales por menos de 10 millones de dólares cada cual.

Durante la sesión en el día de elección, dos jueces que generalmente acribillan con preguntas a abogados, lo cual muchas veces revela cómo perciben el caso, estuvieron inusualmente tranquilos. El juez Stephen Breyer solo hizo un par de preguntas y su colega Samuel Alito no hizo ninguna pregunta.

Algunos jueces del máximo tribunal han dicho que les preocupa que este caso permita que contratistas, jardineros y otras empresas que también hayan perdido dinero busquen satisfacción ante la corte por las reposesiones.

La decisión por los casos Bank of America Vs. Miami, 15-1111, y Wells Fargo Vs. Miami, 15-1112, se prevé para junio.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario