Mundo 24 julio 2016

Correos comprometedores complican a demócratas

FILADELFIA (AP) — Después de la tumultuosa convención republicana, Hillary Clinton confía en que su reunión en Filadelfia muestre un Partido Demócrata unido y progresista bajo un firme liderazgo de ella.

Pero para lograrlo, Clinton debe superar los persistentes resentimientos entre los simpatizantes de su rival derrotado, Bernie Sanders, así como un desorden político y una renuncia importante de último minuto por situaciones internas.

La Convención Nacional Demócrata habrá de arrancar el lunes y devendrá en una semana de celebración optimista en la que funcionarios elegidos y de gran influencia política, así como celebridades, presentarán nuevamente a Clinton ante el público con vistas a las próximas elecciones generales.

Sin embargo, todo este protocolo se ha complicado debido a la publicación en el portal de Wikileaks de 19.000 correos electrónicos presumiblemente obtenidos por ciberpiratas y que dejan entrever que el Comité Nacional Demócrata tuvo favoritismo hacia Clinton durante la contienda interna para elegir a su candidato presidencial.

La presidenta del Comité Nacional Demócrata, Debbie Wasserman Schultz, anunció abruptamente el domingo en la tarde que dimitiría al final de la semana. Sanders había exigido horas antes que renunciara.

La presidenta del CND había sido un pararrayos durante la contienda interna presidencial de las críticas del ala más liberal del partido. Sanders acusó reiteradamente al partido de favorecer a Clinton a pesar de su neutralidad oficial.

"No estoy sorprendido, pero sí decepcionado", declaró Sanders al programa "This Week" de la ABC en referencia a los correos electrónicos filtrados, uno de los cuales contiene la pregunta de si sus creencias religiosas podrían ser utilizadas en su contra.

Clinton y el presidente Barack Obama difundieron sendos comunicados en los que elogiaron el liderazgo de Wasserman Schultz al frente del CND. "Simplemente no hay nadie mejor que Debbie para llevar la contienda contra los republicanos", señaló Clinton.

Sanders hablará en la convención el lunes, y Obama hará lo propio el miércoles.

Las heridas autoinfligidas podrían obstaculizar los esfuerzos del equipo de campaña de Clinton para hacer ver a la convención demócrata distinta a la republicana.

Donald Trump aceptó la nominación de su partido, pero las divisiones internas fueron puestas de relieve cuando su principal rival en las primarias, el senador por Texas Ted Cruz, se negó a darle el espaldarazo.

___

Los periodistas de The Associated Press, Chad Day, y Hope Yen, en Washington; Alan Suderman, en Richmond, Virginia, y Alex Sanz, Filadelfia, contribuyeron a este despacho.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario