Deportes 10 agosto 2016

Clavadistas mexicanos tienen problemas con luces en Río

RIO DE JANEIRO (AP) — Como si los problemas que tuvieron en el trampolín no fuesen suficientes, Jahir Ocampo y Rommel Pacheco también tuvieron que lidiar con un incidente con las luces el miércoles en su prueba por parejas de los clavados de los Juegos Olímpicos.

Cuando la pareja mexicana se encontraba parada sobre el trampolín y justo en el momento que comenzaron su evolución, las luces del complejo se encendieron y provocaron un retraso de varios minutos.

"Se prendieron las luces mientras estábamos en el trampolín y el reglamento dice que si existe una luz o un ruido que afecte y sea notorio, se puede repetir un clavado", dijo Pacheco a The Associated Press. "Jahir levantó la mano para pedir repetirlo, pero el juez del lado derecho aparentemente no lo percibió, no sé qué pasó pero no nos dejaron repetirlo, en un principio dijeron que sí y después fue un no".

Luego de realizar su ejecución, Ocampo fue a reclamar airadamente ante los jueces y tras unos minutos volvió a subir al trampolín junto con Pacheco. Pasaron un par de minutos y los mexicanos esperaban que sonara el silbato que antecede a las ejecuciones de todos los clavadistas, pero en lugar de eso, por el altoparlante del edificio se escucharon las calificaciones del salto anterior.

Pacheco volteó a ver a los jueces y levantó los brazos preguntando qué era lo que ocurría. Los dos mexicanos bajaron y fueron a reclamar junto con su entrenadora, la china Ma Jin, mientras los estadounidenses Sam Dorman y Mike Hixon subían al trampolín para continuar con la prueba.

"A mí se me acercó una juez que estaba del lado y dijo que sí se prendieron, pero cuando estábamos ahí esperando el silbato y oímos las calificaciones, nos bajamos y fuimos a reclamar, pero la juez china nos dijo que no", agregó Ocampo.

Los dos clavadistas dijeron que esperan que sus dirigentes presenten una protesta formal ante la federación internacional.

"Me imagino que México presentará una protesta formal, pero eso no va a cambiar el resultado. Podrán admitir que se equivocaron, pero no va a pasar nada más", dijo Pacheco.

Se trata del segundo incidente que ocurre en días consecutivos en el complejo María Lenk. El martes, la competencia de plataforma sincronizada de mujeres se realizó en una fosa con el agua en color verdoso que los organizadores dijeron se debía al disminución en la alcalinidad de la piscina.

"Está bien, que el agua sea roja mañana, esas cosas me dan igual. Si es amarilla o púrpura, yo no vengo a ver el agua, vengo a hacer mis clavados", dijo Pacheco. "Mientras más colorida mejor".

"La verdad entre nosotros bromeamos que quizá es agua del Amazonas", concluyó Ocampo.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario