Mundo 01 marzo 2016

Cardenal niega haber ocultado su conocimiento de pedófilos

CANBERRA, Australia (AP) — Uno de los principales asesores del papa Francisco rechazó el miércoles las acusaciones de que ocultó haber estado al tanto de dos notorios sacerdotes pedófilos, al decirle a los investigadores australianos que indagan múltiples casos de abuso sexual infantil que él enderezó una cultura de "crímenes y encubrimiento" al interior de la Iglesia católica.

El cardenal australiano George Pell dijo esta semana a la Real Comisión de Respuesta Institucional sobre Abuso Sexual Infantil que fue engañado en dos ocasiones por las autoridades eclesiásticas con respecto a las acusaciones de abuso sexual infantil en contra de los sacerdotes Gerald Ridsale y Peter Searson.

Pell dijo que, cuando él era vicario parroquial en la ciudad australiana de Ballarat durante la década de 1970, el obispo Ronald Mulkearns no le dijo que Ridsale fue trasladado de un sitio a otro en el interior de la diócesis en repetidas ocasiones debido a las acusaciones de pedofilia.

Pell también aseguró que, como obispo auxiliar en Melbourne a principios de la década de 1980, la Oficina de Educación Católica y el arzobispo Frank Little le ocultaron las acusaciones de pedofilia en contra de Searson.

La principal abogada que asiste a la comisión, Gail Furness, le dijo a Pell que su evidencia sobre el encubrimiento de la Oficina de Educación Católica era "completamente inverosímil".

La afirmación de Pell de que fue engañado por las autoridades eclesiásticas tanto en Ballarat como en Melbourne era una "posición extraordinaria", subrayó Furness.

"Abogada, este era un mundo extraordinario. Un mundo de crímenes y encubrimientos y personas que no querían alterar el estatus quo", dijo Pell a la investigación en Sydney a través de una videoconferencia desde su hotel en Roma.

"No sólo alteré el estatus quo, sino que cuando me convertí en arzobispo, enderecé la situación para que los procedimientos de Respuesta Melbourne estuvieran años luz por delante de toda esta confusión, evasión y engaño", añadió al referirse al programa que fundó en 1996 para pagar compensación a las víctimas de abuso por parte de sacerdotes.

Furness le echó en cara a Pell que él sabía de las acusaciones en contra de Ridsale y que había sido informado de manera apropiada por parte de la Oficina de Educación Católica sobre las acusaciones contra Searson. Pell lo negó.

Furness acusa al clérigo de 74 años y principal asesor financiero del papa Francisco de negar haber estado al tanto sobre los pedófilos como una explicación sobre su falta de acción.

La comisión real —la cual es la forma de pesquisa más elevada en Australia— indaga la manera en que Pell lidió con las acusaciones de abuso mientras era sacerdote, educador y asesor de Mulkearns, así como la forma en que la arquidiócesis de Melbourne respondió a las acusaciones de abuso, incluida la época en la que Pell fungió como vicario parroquial.

Mulkearns está moribundo y muy enfermo como para testificar ante la comisión. Little falleció en 2008.

Ridsdale se encuentra en prisión, condenado de abusar de más de 50 niños. La Iglesia corroboró cuatro acusaciones de abuso sexual infantil en contra de Searson, quien murió en 2009.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario