Negocios 01 noviembre 2016

Caen las ventas de autos en Estados Unidos en octubre

DETROIT, Michigan (AP) — Es un frío otoño para la venta de autos en Estados Unidos.

La venta de vehículos nuevos cayó un estimado de 4% durante el mes de octubre debido a la baja demanda de los consumidores, de acuerdo a Autodata Corp.

Hyundai y Subaru reportaron incrementos del 4% en sus ventas de octubre pasado. Pero las ventas de General Motors cayeron 2%, las de Toyota descendieron 9% y las de Fiat Chrysler se desplomaron un 10%. Las ventas de Honda bajaron 4%, y las de Nissan, 2%. Las ventas de Volkswagen su hundieron un 18,5%.

Ford Motor Co. dijo que sus cifras de ventas se darán a conocer hacia el final de la semana debido a un incendio de origen eléctrico en sus instalaciones que impidió que sus agencias reportaran sus ventas. Autodata estima que las ventas de Ford cayeron un 2%.

La venta de automóviles en Estados Unidos permanece cerca de sus máximos históricos, pero luego de seis años de crecimiento tras la Gran Recesión, empiezan a estabilizarse. Octubre fue el quinto mes de ventas en el que hubo descensos interanuales, un indicio de que este año podría no alcanzarse el récord para Estados Unidos impuesto en 2015, en el que se vendieron 17,5 millones de vehículos.

"El hecho de que las ventas al por menor comiencen a contraerse pese a los altos incentivos, las tasas de interés extremadamente bajas y los precios de la gasolina, es un claro indicador de que este ciclo ya alcanzó su punto más alto", dijo John Humphrey, vicepresidente senior del sector automotriz global de J.D. Power.

Las ventas cayeron pese a que las armadoras incrementaron los descuentos promedio por vehículo en un 12% hasta los 3.726 dólares por auto, de acuerdo a J.D. Power. Pero se esperaba que el precio promedio de venta impusiera un récord para el mes de octubre con 31.383 dólares. Los precios van en aumento debido a que cada vez se venden más camionetas y vehículos todoterreno de mayor costo.

Los incentivos pueden atraer a los compradores a corto plazo, pero pueden ser peligrosos para la industria, debido a que reducen las ganancias y perjudican el valor de reventa de los autos. Alec Gutierrez, analista senior en Kelley Blue Brook, dijo que actualmente los incentivos crecen más rápido que los precios promedio; de continuar esa tendencia o si los precios se estancan mientras los incentivos siguen en aumento, podrían presentarse problemas para los fabricantes.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario