Mundo 19 junio 2016

Brasil: Atacan hospital recomendado para Olimpiadas

RÍO DE JANEIRO (AP) — Hombres fuertemente armados irrumpieron en un hospital de Río de Janeiro para liberar a un narcotraficante, lo que desató un tiroteo con la policía que dejó un paciente muerto y un policía y una enfermera heridos.

El ataque ocurrió en el Hospital Souza Aguiar, uno de los centros médicos recomendados a turistas que puedan requerir tratamiento de emergencia durante los próximos Juegos Olímpicos.

Al menos cinco atacantes entraron al hospital antes del amanecer del domingo para rescatar a un sospechoso de 28 años que era tratado allí por una herida de bala, dijo la policía de Río en una declaración. Hasta 15 pistoleros más estaban afuera durante el ataque, dijeron testigos a la policía.

Los investigadores estudiaban las tomas de seguridad y Rivaldo Barbosa, jefe de la unidad de homicidios del estado, dijo que dos de los atacantes habían sido identificados.

"Fue un ataque orquestado cuidadosamente", les dijo Barbosa a reporteros en las afueras del hospital. "Fue una acción atrevida que no quedará impune. Es inaceptable".

Souza Aguiar es uno de cinco hospitales asignados para tratar a turistas durante los Juegos Olímpicos de Río a partir del 5 de agosto y es el más cercano al célebre estadio Maracaná, lugar de la inauguración de la justa deportiva. También está en la lista de centros médicos recomendados por la embajada estadounidense para turistas que asisten a las Olimpiadas.

Fabio Melo, un sargento que custodiaba al sospechoso en el hospital, dijo que se siente vulnerable a ataques en momentos en que Río de Janeiro aumenta los turnos de los policías.

El estado declaró un desastre financiero el viernes mayormente porque los ingresos petroleros se han desplomado como consecuencia de los bajos precios del crudo. El gobierno quiere más libertad para manejar los escasos recursos en áreas como seguridad pública, atención médica y educación, mientras acaba proyectos relacionados a las Olimpiadas y aumenta servicios turísticos.

"En nuestra línea de trabajo, la gente pasa por este tipo de situaciones. Gracias a Dios que no fui herido y pude ayudar a mi compañero", dijo Melo a reporteros. "Pero estamos indefensos. Yo estoy indefenso, ustedes están indefensos y toda la población también está indefensa".

La policía reconoció después que la semana pasada habían recibido reportes sobre un complot para liberar al sospechoso de tráfico de drogas.

El coronel Luiz Henrique Pires dijo a la prensa que reforzaron la seguridad en el hospital pero que no tienen recursos "para enviar a vigilar a 30 o 40 agentes cada vez que reciben un reporte".

Pires también dijo que los hospitales públicos no están preparados para admitir a prisioneros y que es necesario tener instalaciones médicas especiales para estos casos.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario