Deportes 06 abril 2016

Atlético furioso, siente que árbitro favoreció a Barcelona

MADRID (AP) — Los jugadores de Atlético de Madrid están convencidos de que el árbitro favoreció a Barcelona en el primer choque entre ambos por los cuartos de final de la Liga de Campeones porque es más popular y poderoso.

Los futbolistas no ocultaron su malestar con el silbato alemán Felix Brych, que los hizo jugar casi una hora con un hombre menos por una expulsión cuestionada de Fernando Torres en un partido que Barcelona ganó 2-1 luego de remontar un marcador adverso.

"La verdad es que es lamentable", declaró el lateral Filipe Luis. "Barcelona es protegido. Cuando juegas contra ellos se nota que tienen mucha fuerza, que en todas las acciones se nos penaliza al máximo, con el máximo rigor. Esto le hace mucho daño a la UEFA".

Los jugadores de Atlético opinaron que el silbato fue demasiado rígido al expulsar al "Niño" Torres a los 35 minutos por doble amonestación, cuando los rojiblancos ganaban 1-0 y jugaban mejor que su rival.

Filipe Luis sostuvo que la segunda amonestación de Torres fue totalmente injustificada. "Sabíamos que esto iba a pasar. No es fácil jugar contra Barcelona en la Liga de Campeones. Es un club con mucha historia, es peligroso si queda afuera en esta ronda. Por eso tenemos que jugar contra todo y contra todos", afirmó.

Los jugadores del club madrileño dijeron que el árbitro no actuó con la misma rigidez cuando el uruguayo Luis Suárez empujó a Filipe Luis adentro del área rojiblanca. El alemán Brych solo amonestó a Suárez, que marcó los dos goles de Barcelona.

Las faltas de Torres que motivaron sus dos amonestaciones fueron innecesarias y bastante fuertes. El delantero dijo que se sentía responsable por la derrota de su equipo, pero agregó que las cosas hubieran sido distintas si las mismas faltas las cometía un jugador de Barcelona.

"Es una jugada que puede ser tarjeta o no", expresó, en alusión a su segunda amonestación. "Pero cuando notas que te miden de una manera diferente es una pena. Quizá las dos jugadas por separado pueden ser tarjeta, pero la primera condiciona mucho, es una cartulina que se puede evitar".

El técnico Diego Simeone se vio furioso al costado de la cancha cuando el referí le mostró la segunda amarilla a Torres, pero no quiso hablar del árbitro después del partido.

"No estoy diciendo todo lo que quiero decir", declaró, para evitar sanciones.

Los jugadores de Atlético cometieron 16 infracciones y recibieron siete amonestaciones, en tanto que los de Barcelona hicieron 19 fouls y recibieron solo tres tarjetas amarillas.

La última vez que Atlético visitó a Barcelona en el estadio Camp Nou, en enero, terminó con dos hombres menos y el equipo local ganó 2-1.

___

Tales Azzoni está en http://twitter.com/tazzoni

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario