Mundo 25 mayo 2016

Argentina: Nuevo reclamo de la Iglesia por la pobreza

BUENOS AIRES (AP) — La Iglesia católica reclamó el miércoles no perder la "sensibilidad" ante la pobreza y redoblar los esfuerzos por los más necesitados en medio de los recientes cortocircuitos con el gobierno de Mauricio Macri por el agravamiento de la situación social en Argentina.

El pronunciamiento estuvo a cargo del arzobispo de Buenos Aires, cardenal Mario Poli, durante el tradicional tedeum del 25 de mayo —que conmemora el primer paso hacia la independencia argentina, en 1810— en la Catedral Metropolitana, del que participó Macri por primera vez como presidente.

"Que no nos paralicen las estadísticas, sino más bien que no perdamos la sensibilidad para escuchar y redoblar los esfuerzos y servicios ante el dolor de los más pobres", dijo Poli.

La Iglesia ha expresado su preocupación por el agravamiento de la situación social en los últimos meses, en parte atribuida a los desajustes del modelo populista del anterior gobierno de Cristina Fernández (2007-2015), pero también a una serie de medidas adoptadas por su sucesor, como un brusco aumento en las tarifas de servicios, que aceleraron la inflación.

La frase de Poli, quien sucedió a Jorge Bergoglio en el Arzobispado de Buenos Aires tras su partida al Vaticano, aludió a un reciente estudio del Observatorio Social de la Universidad Católica Argentina (UCA, según el cual más de un millón de personas cayeron en la pobreza durante los primeros meses de la gestión macrista.

Poli, quien de acuerdo con analistas cuenta con el respaldo del Papa Francisco en cada uno de sus pronunciamientos, pidió "que la atención priorice a los niños y abuelos más vulnerables. Cuidarlos es asegurar el futuro de una patria más libre".

Días atrás, el principal asesor comunicacional de Macri, el ecuatoriano Jaime Durán Barba, levantó polémica al afirmar en un programa de televisión que "la visión de que hay gente que se está muriendo de hambre no es real, es una visión burguesa".

En la misma sintonía de los últimos años, caracterizados por una fuerte conflictividad política, la Iglesia insistió en la necesidad de "crear espacios y mesas donde podamos compartir la sabiduría del diálogo, donde las ideas superen las ideologías. Que nadie se levante hasta encontrar acuerdos duraderos".

"Compartimos 100 por ciento todo lo que dijo (Poli)", expresó Marco Peña, jefe de gabinete de ministros, en diálogo con periodistas tras el tedeum. "La Argentina ha cambiado por decisión de los argentinos, con mucha esperanza de que vamos a tener un mejor futuro".

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario