Mundo 13 mayo 2016

Abinader promete acabar con el despilfarro en Dominicana

SANTO DOMINGO, República Dominicana (AP) — El candidato opositor a la presidencia dominicana Luis Abinader se comprometió el viernes, al cerrar su campaña proselitista, a acabar con la corrupción y el despilfarro que, según aseguró, han caracterizado al gobierno del presidente y aspirante reeleccionista, Danilo Medina.

Con su lema "el cambio es ahora", Abinader indicó ante una multitud congregada en el malecón de Santo Domingo que "el cambio es para que desaparezca la impunidad de la República Dominicana y los corruptos vayan a la cárcel".

El empresario y economista de 48 años confío que con el voto de quienes hasta hace unos días estaban indecisos o pensaban abstenerse debido a las divisiones que sufrió la oposición, podrá dar batalla a Medina en las elecciones del domingo.

Abinader es el abanderado de una coalición de cinco colectivos encabezada por el recién creado Partido Revolucionario Moderno (PRM), una escisión del Revolucionario Dominicano (PRD).

Luego de varios años de conflictos por el liderazgo interno, el PRD se dividió en 2014 y mientras el grupo que conserva el nombre se alió por primera vez al gobernante Partido de la Liberación Dominicana (PLD), la otra parte formó el PRM.

Según diversas encuestas difundidas a lo largo del último mes, la intención del voto a favor de Abinader oscila entre el 26% y el 45%, colocándolo como el principal contendiente frente al presidente Medina.

Los sondeos de opinión otorgan a Medina, del gobernante Partido de la Liberación Dominicana y una coalición de otros 14 colectivos, una intención del voto que va del 45% al 67%.

Otros seis candidatos participan en la contienda, pero sólo uno de ellos cuenta con una intención del voto superior al 1%, según los sondeos. Entre los candidatos opositores hay por primera vez dos mujeres.

En caso de que el domingo ninguno de los candidatos logre obtener más del 50% de los sufragios, los dos aspirantes con mayor número de votos se enfrentarán en una segunda ronda el 26 de junio.

Abinader nunca ha ocupado cargos públicos y se postuló a la vicepresidencia por el PRD como compañero de fórmula del ex mandatario Hipólito Mejía en 2012, cuando fueron derrotados por escaso margen por Medina.

El candidato opositor es miembro de una acaudalada familia de origen libanés con inversiones en los sectores de la construcción, turismo y en una universidad privada. Su padre, Rafael Abinader, un político de amplia trayectoria, fue senador, secretario de Estado y vicepresidente del PRD.

Abinader ha insistido que los tres gobiernos consecutivos del PLD, incluido el de Medina, se caracterizaron por derrochar el dinero público con gastos onerosos y contrataciones poco transparentes, por lo que se comprometió a reestructurar el presupuesto a fin de aumentar los subsidios a los más pobres, mejorar los deficientes servicios de salud y educación y aumentar los salarios de policías para fortalecer la seguridad ciudadana.

En el gobierno de Medina "estamos pasando trabajo", aseguró Ana Cecilia Rojas, un ama de casa de 35 años que para mantener a sus dos hijos vende comida en la vía pública. Explica que votará por Abinader confiada en que cumplirá su promesa de duplicar de 825 a 1.650 pesos (de 18,3 a 36,6 dólares) el subsidio mensual para familias pobres.

Poco más de 6,7 millones de dominicanos están convocados a acudir el domingo a las urnas para elegir un nuevo presidente, a la totalidad de los 222 legisladores y las autoridades de los 158 municipios y 234 distritos municipales.

___

Ezequiel Abiú López está en Twitter como https://twitter.com/Ezequiel_Abiu

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario